domingo, 9 de mayo de 2010

Zero






















La ciudad te muerde todos los días.....
A veces sueñas con un enorme pájaro gris....
de hierro y hormigón;....
otras con un escupitajo que vuelve traicionero hacia ti.....
 ....
La poesía ya no gusta a nadie....
con lo que la premisa es ....
que soy un loco bailando....
en un volcán en erupción:....
las palabras son vomitadas desde el interior....
y desgarran toda la carne del exterior.....
Es horrible sentir....
cómo muero derretido en cada ocasión.....
 ....
¿Por qué leer para interpretar la realidad?....
¿Acaso no te basta con sentir la punzada....
que te trae cada mañana de la inconsciencia a un nuevo día?....
Hacer hoy lo mismo que hiciste ayer,....
cortar el fluido de gente grisácea en las calles,....
fichar cada día en las oficinas de la nada,....
mirarte al espejo para comprobar que.......
¿no te parece suficiente para saber que estás vivo?....
Entiendo.....
Tú no quieres saber.....
Quieres sentir.....
 ....
Sí, pero mientras lucha cada día....
con la máscara de la mentira,....
con ese arrullo de carne vacía y articulada....
que nos revelan cada día las relaciones humanas.....
Sin embargo no es suficiente;....
tú taladras con la mirada,....
miras a los ojos y, de repente,....
toda la mugre cae.....
 ....
Esto bien podría ser una crónica del vacío,....
de cómo os miraré siempre a los ojos....
cuando estéis conmigo,....
copulando así con vuestra alma.
En los breves éxtasis de ensimismamiento
la creación surgirá con un hormigueo rosa.
....
Ahora, empiezo de zero.




Poema publicado en el suplemento especial 
de la revista GROENLANDIA nº7 (febrero-mayo 2010):
http://www.revistagroenlandia.com/PDF/suplemento-siete.pdf



Safe Creative #1005046199380



Foto:
-Fotograma de "La maman et la putain" (1973), de Jean Eustache.










No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deposita aquí parte de tu esencia