domingo, 9 de mayo de 2010

Jazz canibal























Primero descubres....
que todo eso es polvo y humo....
dentro de un sueño,....
un mac guffin que crea tu mente....
para evitar la caída.....
Sin embargo....
me despego de la cama inconsciente....
y salgo....
y en la calle....
soy como un ángel descuartizado y miedoso....
que se ve sacudido....
por el jazz sincopado del día,....
una sucesión de notas....
que poco a poco son digeridas....
por un estómago lleno de tentáculos:....
hay que comerlo todo....
mientras no se sabe lo que se quiere.....
 ....
Pronto,....
entre las miasmas y el río rutinario,....
tras cientos de días que parecen eones,....
me encuentro con mi amor frío....
y me lo como a mordiscos.....
Es un tiburón vencido,....
un pescado muerto....
que nada inerte en su gelidez,....
tal vez porque así es feliz.....
Mi canibalismo acuático ....
no se ve recompensado.....
No hay digestión tras la matanza ártica....
y la gula polar;....
sólo más hambre,....
más hambre y sangre transparente, espesa pero sin color,....
mientras el hielo de su vida....
se hace escarcha....
y dentro, muy dentro,....
se derrite en una fundición....
que sólo alcanzo a presentir.....
No consigo describirlo;....
tan sólo puedo seguir....
andando oráculos y epifanías cotidianas.


Safe Creative #1005046199519





Foto:
-Fotograma de "Guinea Pig 4: Mermaid in a Manhole" (1988), de Hideshi Hino.












No hay comentarios:

Publicar un comentario

Deposita aquí parte de tu esencia